Presunción de legalidad y acierto

Autor:Alberto Palomar (Magistrado de lo contencioso- administrativo) y Javier Fuertes (Juez sustituto)
 
EXTRACTO GRATUITO

La presunción de legalidad y acierto son las presunciones conforme a las que, mientras no se demuestre lo contrario, un acto administrativo es conforme al ordenamiento jurídico y es correcto.

Contenido
  • 1 Presunción de legalidad y acierto del acto administrativo: Efectos
    • 1.1 Presunción de legalidad o validez del acto administrativo
    • 1.2 Presunción de acierto del acto administrativo
    • 1.3 Presunción de imparcialidad del acto administrativo
  • 2 Carácter iuris tantum y forma de destruir la presunción del acto administrativo
  • 3 Ver también
  • 4 Recursos Adicionales
    • 4.1 En doctrina
  • 5 Legislación básica
  • 6 Legislación Citada
  • 7 Jurisprudencia Citada
Presunción de legalidad y acierto del acto administrativo: Efectos

La eficacia que se otorga a los actos administrativos supone que se les atribuyan una serie de presunciones que pueden ser desvirtuadas mediante la aportación de la correspondiente prueba que destruya esas suposiciones que se confieren a los actos administrativos por el hecho de serlo.

Presunción de legalidad o validez del acto administrativo

Cualquier acto administrativo goza de la presunción de legalidad que le atribuye específicamente el Art. 39.1 de la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas (LPA/2015) .

Esto supone que, mientras no se demuestre lo contrario, un acto administrativo, por el hecho de serlo, es conforme a Derecho y, en virtud del principio de autotutela, para destruir esa presunción de legalidad y validez que le ampara se exige una valoración por parte del órgano jurisdiccional llamado a controlar su legalidad en orden a si dicha presunción ha sido eficazmente desvirtuada (STS de 8 de septiembre de 2011 [j 1]).

Presunción de acierto del acto administrativo

Al lado de la presunción de legalidad se ha reconocido de manera reiterada una presunción de acierto que se ha referido, esencialmente, a los Jurados Provinciales de Expropiación . Esta presunción de acierto:

No solo se fundamenta en la genérica presunción de legalidad de los actos administrativos mencionada, sino también, y sobre todo, en la especial naturaleza del órgano (pericial y arbitral), en la preparación técnica y jurídica de sus miembros, así como en su independencia, imparcialidad y objetividad, deducible del alejamiento de los intereses en juego, y que supone un "plus" con respecto a la presunción de legalidad, requiriendo para su desvirtuación la acreditación de una incorrección fáctica o error de hecho” (STS de 8 de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA